Errores Más Comunes en Entrevistas – Que NO hacer en una entrevistaErrores Más Comunes en Entrevistas – Que NO hacer en una entrevista
Como puedes tranquilizarte antes de una entrevista – Seis maneras de ayudar a tranquilizarte.Como puedes tranquilizarte antes de una entrevista – Seis maneras de ayudar a tranquilizarte.

Las 10 mejores maneras de prepararse para una entrevista

Line Spacing+- AFont Size+- Print This Article
Las 10 mejores maneras de prepararse para una entrevista

Cómo prepararse para una entrevista de trabajo: Las 10 mejores maneras de prepararse para una entrevista.

¿Tienes una entrevista de trabajo? ¿No estás seguro de cómo prepararte? ¡Nuestro entrenador experto en entrevistas comparte sus ideas con vos para asegurar tu éxito!

1. Investiga la compañía!
Para dar una buena impresión en una entrevista de trabajo, debes poder decir más que la frase usual, ” son una empresa de renombre, empresa internacional”. Eso es lo que dice el 80% de los entrevistados. Para demostrar tu interés, debes poder hablar de muchas otras cosas, por ejemplo, su cultura, visión y valores de la companía, su dinámica, su crecimiento creciente, sus iniciativas e incentivos de personal, las oportunidades de carrera que ofrecen, responsabilidades que mejorarán su nivel de competencia, sus productos y servicios, su impacto positivo en el mundo, su entorno multicultural, oportunidades de reubicación internacional en el futuro etc. Pero no transmitas que tu motivador para postular es el sueldo. Transmite que tu verdadera motivación es el tipo de trabajo y la propia empresa.

2. Investiga a tus entrevistadores
Para prepararte para tu entrevista de trabajo, es bueno saber algo acerca de tu entrevistador. Esto puede ayudarte a encontrar afinidades con el entrevistador para establecer una conexión. Por ejemplo, si sabes que el entrevistador estudió en la misma universidad que tu y si se da una oportunidad para mencionarlo durante la entrevista, ello podría disparar una conversación amena.

LinkedIn puede ser una manera para obtener alguna información acerca de tu entrevistador, pero no lo busques en Facebook u otro medio de comunicación social y no trates de agregarlo como un amigo.

3. Plantea cuáles son tus metas y motivaciones.
En una entrevista de trabajo, la comprensión de las motivaciones de un candidato es fundamental para cualquier empleador, ya que esto muestra si será una relación laboral a largo plazo para la empresa. Las empresas invierten mucho dinero en la contratación de personal nuevo por lo que necesitan encontrar personal que permanezca a largo plazo. Entonces, ¿cómo puedes probar esto?

Si tu currículum demuestra que tienes una historia de permanecer con una companía por dos o más años eso es un buen comienzo. Si no, debes estar preparado para dar explicaciones sólidas de por qué esto no ha sido así. Y debes poder explicar claramente qué tipo de trabajo buscas y cuáles son tus metas futuras de carrera.

Debes tener la respuesta para decirles dónde te ves en los próximos 2-5 años. Muchas personas no saben dónde estarán en los próximos cinco años, pero tú tienes que mostrar que tienes metas claras y concretas.

4. Vestirse para dar una buena impresión.
Un entrevistador se formará una primera impresión de ti en los primeros pocos segundos. Asegúrate de preparar tu ropa para la entrevista de trabajo con antelación en lugar de esperar hasta la noche anterior y asegúrate de que esté en buenas condiciones de limpieza, planchado etc. Las mujeres deben usar maquillaje ligero, utilizar tonos y colores suaves. Los varones deben usar traje o saco y corbata. y no aplicar demasiada colonia o perfume.

5. Planifica tu viaje
Busca la dirección y date tiempo suficiente para llegar a la entrevista de trabajo. Calcula el tiempo por problemas como un tren retrasado o dificultad para encontrar un estacionamiento. También tiempo para relajarte al llegar y aclarar tus pensamientos para que puedas estar en la mentalidad correcta. Si tienes que correr porque llegas tarde te arriesgarás a caminar desordenado o sudoroso y con niveles de confianza más bajos.

No entres a la oficina demasiado pronto. No llegues antes de 10 minutos previo a la hora de la entrevista.

6. Debes tener ejemplos listos
La preparación de ejemplos es una de las maneras más importantes de prepararte para una entrevista de trabajo. Cualquiera que sea la característica que digas sobre ti mismo en la entrevista necesitas ser capaz de reforzarlo o demostrarlo con ejemplos.

Si dices ser buen comunicador, debes explicar cómo, si dice ser muy organizado también deberás explicar de qué manera, y todo lo que digas, debes poder sustentarlo. Cuando se trata de hablar de habilidades de comportamiento también es necesario ser capaz de dar ejemplos específicos.

Por ejemplo, “tengo excelente capacidad como comunicador y he adquirido esta habilidad de mi trabajo más reciente, donde siempre me comunicaba con una variedad de departamentos y clientes. Hubo una situación en la que mi jefe tuvo que viajar durante un mes y me dejó a cargo de su puesto, así que yo era el punto clave de contacto para el departamento de ventas, marketing y logística “. Como se puede ver, este es un ejemplo específico.

Luego debes seguir para explicar cómo fué la experiencia y el resultado. Responder preguntas de comportamiento puede tomar una gran parte de la entrevista de trabajo y dictar el resultado de la misma. Para más información sobre cómo responder a preguntas de comportamiento, póngase en contacto con Daniela Prochnik.

7. Preparar preguntas
Imagina esto: que casi has llegado al final de tu entrevista de trabajo, todo parece ir muy bien y de pronto te preguntan, ¿tiene alguna pregunta para nosotros? ¿Y entonces…que piensas? ¿Se supone que debo hacer preguntas? Hay un silencio incómodo y lo mejor que se te ocurre es “¿Hay una cafetería en la oficina?” Pero tienes q hacer preguntas inteligentes, no cualquier pregunta.

Y no sólo quieres hacer preguntas al final de la entrevista porque es parte del proceso general, sino porque debes querer saber ciertas cosas antes de decidir tomar una decisión de comprometerte si te hacen una oferta. Es el sentido común realmente y los que no hacen preguntas parecen ser más desesperados que los que no lo hacen porque están conformes de aceptar cualquier puesto que puedan obtener.

Así que piensa en preguntar cosas que realmente te interesan…como saber acerca de la cultura de la empresa, estilo, formación, oportunidades de carrera a largo plazo, etc. No preguntes nada sobre el salario. Espera a que la empresa o el consultor de contratación te hable sobre esto en algún momento.

8. Estúdiate
Identifica las habilidades y fortalezas que podrías aportar a esta empresa. Hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Tengo las habilidades adecuadas para este trabajo? Si hay alguna habilidad que no coincide completamente con la descripción del trabajo, piensa si eso impactará fuertemente en realizar bien el trabajo.
  • ¿Soy digno de ser contratado? Esto podría sonar como una pregunta vana, pero en realidad puede tener un gran impacto en tu búsqueda de empleo. Necesitas tener confianza en ti mismo y preguntarte ¿me contrataría a mí mismo?

9. Tu valor para el empleador
Puedes averiguar tu valor salarial hablando a una agencia de reclutamiento o en línea a través de una guía de salarios. Tu valor para la empresa va mucho más allá de la posición que está solicitando. Un gerente de ventas con 8 años de experiencia va a valer más que un gerente de ventas con 4 años de experiencia.

Todas esas habilidades  que has estado desarrollando con el tiempo tienen un valor objetivo, así que no omitas incluirlas en tus cálculos.

10. Traer prueba
En una entrevista de trabajo, es muy buena idea traer algunas pruebas de tus logros pasados ​​para poder demostrar los mismos a tus entrevistadores y no simplemente decirles. Pero asegúrate de que lo que traigas sea relevante para el puesto de la búsqueda y para los entrevistadores. Nada hecho en la uni. Puedes traer el/los títulos universitarios.

Ejemplos de lo que traen incluyen, la referencias personales o testimonios de clientes, una comparación de sus objetivos de ventas y cifras, premios, certificados de cursos, etc. Es mejor mostrarlos a sus entrevistadores hacia el final de la entrevista o cuando estés hablando del cliente.

Por ejemplo, “He superado mis objetivos de ventas constantemente durante los últimos 2 años. He traído una copia de mis números si te gustaría ver. “No sólo los entrevistadores quedarán impresionados con tus logros, sino también con tus esfuerzos de crear una carpeta bien presentada y pre-planificación para la entrevista.

Preparación para una entrevista

Como puedes tranquilizarte antes de una entrevista – Seis maneras de ayudar a tranquilizarte.

Como puedes tranquilizarte antes de una entrevista – Seis maneras de ayudar a tranquilizarte.

Como puedes tranquilizarte antes de una entrevista – Seis maneras de ayudar a tranquilizarte. Te sientes nervioso por esa entrevista de trabajo que está cerca? Aquí hay seis buenas técnicas para [...]